Diez Secretos para Vivir Mejor

1. LA ACTITUD:
La Felicidad es una elección que puedo hacer en
cualquier momento y en cualquier lugar.
Mis pensamientos son los que me hacen sentir
feliz o desgraciado, no mis circunstancias.
Sé capaz de cambiarte a ti mismo, y el mundo
cambiará contigo…
Recuerda que lo único que puedes controlar en el
mundo son tus pensamientos…Aunque cuando uno
está verdaderamente enamorado
“hay razones del corazón que la razón desconoce
y se niega a aceptar”.

2. EL CUERPO:
Mis sentimientos son influenciados por mi postura.

“Nada como una sonrisa…”
Una postura adecuada genera una disposición feliz.
Es importante también que hagas ejercicio, éste
nos libera del estrés y genera la secreción de
endorfinas, que hacen que nos sintamos bien.
Mira siempre hacia arriba y sólo podrás
reír, pues no conozco a nadie
que haya podido llorar en esa postura.

3. EL MOMENTO:
La felicidad no está en los años, meses, en las
semanas, ni siquiera en los días.
Sólo se la puede encontrar en cada momento. “Hoy
es el mañana del ayer…”
Además la vida siempre tiene derecho a
sorprendernos, así que aprende a vivir
el presente sin ninguno de los traumas del pasado
ni las expectativas del futuro.
Recuerda que la Felicidad no es una meta, sino
un trayecto.
Disfruta de cada momento como si en él se
combinaran tu pasado, tu presente y tu futuro.

4. NUESTRA PROPIA IMAGEN:
Debo aprender a amarme a mí mismo como soy.
Creer en ti mismo da resultados.
Sólo al querernos podemos abrir el corazón a que
nos quieran.
Cuanto más te conozcas, en mayor medida podrás
darte a los demás.
Dag Hammarshöld decía: “El camino más difícil es
el camino al interior”… y,
al menos una vez en la vida, debemos recorrerlo.

5. LAS METAS:
Sabes cual es la diferencia entre un sueño y
una meta?
Una meta es un sueño con una fecha concreta para
convertirse en realidad.
Un sueño es solo un sueño, algo que está fuera
de la realidad… así que atrévete a soñar,
pero atrévete también a esforzarte por lograr que
esos sueños se hagan realidad !!!
“Apunta hacia la Luna, pues aunque te equivoques,
irás a parar a las estrellas…”
Y cuando te pongas una meta difícil o creas que
tienes un sueño imposible, recuerda que
el éxito es sólo la recompensa, pues lo que
vale es el esfuerzo.

6. EL HUMOR:
La sonrisa es muy importante para mejorar
la autoestima.
Cuando sonreímos, aunque no sintamos nada,
nuestro cerebro lo entiende como una señal de
que todo va bien y manda un mensaje al sistema
nervioso central para que libere una sustancia
llamada beta-endorfina, que da a la mente una
respuesta positiva.
Dicen que una sonrisa cuesta menos que la
electricidad, pero que da más luz.. Además,
con cada sonrisa que le das a alguien o a
ti mismo siembras una semilla de esperanza.

7. LAS RELACIONES:
La sinergia es unir fuerzas y caminar juntos
para conseguir cosas…
Siempre que dos o más personas se unen en un
espíritu de colaboración y respeto, la sinergia,
basada en la comunicación y empatía se
manifiestan naturalmente.
Trata de entender a las personas que te rodean,
quiere a tus amigos como son sin intentar
cambiarlos, porque cuando te sientas mal, sin
importar como sean, el verdadero amigo estará
allí para apoyarte y brindarte todo su amor.
Así que cultiva tus amistades, pues ellas nos
son gratis!
La amistad, al igual que la mayoría de los
sentimientos, debe fluir de manera natural,
debe alimentarse a través de detalles.
Por ello la verdadera amistad no puede basarse
en condiciones, intereses ni requisitos.

8. EL PERDON:
Mientras mantengas odios y resentimientos en
tu corazón, será imposible ser feliz.
Lo maravilloso del perdón no es que libera al
otro de su eventual culpa,
sino que te libera a ti de un sufrimiento
para el alma. La vida es muy bella como
para mantener sentimientos negativos en
nuestro camino…

9. DAR:
Uno de los verdaderos secretos para ser feliz
es aprender a dar sin esperar nada a cambio.
Las leyes de la energía y la justicia te
devolverán con creces lo que des.
Si das odio, recibirás odio tarde o temprano,
pero si das amor, recibirás multiplicado ese
amor. Quien ama de verdad da todo de sí por
hacer feliz a su amado.
Sólo el que aprende a dar desinteresadamente,
está en camino de descubrir la verdadera
felicidad.

10. LA FE:
La Fé crea confianza, nos da paz
mental y libera al alma de sus dudas,
preocupaciones, ansiedad y miedos.
Ten fé, esperanza y optimismo en ti mismo y
en todos los proyectos que quieras emprender!!!
Pero no te asustes cuando dudes, simplemente
desea las cosas de todo corazón y lleno de fé
porque “Querer es poder”.

Dicen que el hombre llega a ser sabio cuando
aprende a reírse de sí mismo.
Así que ríe, ríe alegremente…
¡y el mundo reirá contigo!

Si pudiéramos practicar tan sólo uno de estos
secretos al día, quizás no tardaríamos mucho
en acercarnos a la felicidad!!!

Extraído de la Red.

Namasté

Qué es el Reiki?

MUCHA GENTE AÚN SE  LO PREGUNTA Y SABEMOS QUE HAY UN GRAN DESCONOCIMIENTO SOBRE EL TEMA…

HAY QUE EXPERIMENTARLO  …YA QUE A CADA UNO LE DA LO QUE NECESITA, Y NO ES NECESARIO ESTAR ENFERMO.

ES EL MEJOR CANAL PARA DAR AMOR Y RECIBIRLO;  ES FILOSOFIA DE VIDA

Reiki es un sistema de armonización natural que utiliza la Energía Vital Universal, la cual permite tratar enfermedades y desequilibrios físicos y mentales. Mikao Usui, (monje budista japonés) fue quien desarrolló el Reiki durante un retiro espiritual a mediados del siglo XIX, aunque él siempre afirmó que únicamente “redescubrió” una técnica de sanación milenaria que ya existía pero que llevaba mucho tiempo olvidada.

La práctica del Reiki se basa en un emisor que, a través de sus manos transmite Reiki (energía vital) a un receptor que puede ser él mismo u otra persona (presente o no en el espacio-tiempo), con el fin de paliar o eliminar molestias y enfermedades.

No obstante, dado que Reiki es una energía universal los tratamientos también pueden dirigirse a otros seres vivos como animales, plantas o situaciones.
Es una energía inofensiva, sin efectos secundarios, es práctica, segura, eficiente y compatible con cualquier otro tipo de terapia.

El método Reiki se basa en la creencia hinduista de que el correcto fluir de la Energía Vital a través de los distintos chakras es lo que asegura un buen estado de salud en el organismo.

Según esta creencia, el mal funcionamiento o bloqueo de la energía en uno o varios chakras sería lo que provoca o agrava el mal estado de salud, dando lugar a enfermedades y trastornos.

El método consiste en dirigir la energía Reiki a los chakras de un enfermo (receptor), desbloqueándolos y potenciando el proceso de recuperación del receptor.

El Reiki no puede reemplazar al tratamiento médico, aunque sí se puede utilizar de forma complementaria.

El Reiki llega mucho más allá del cuerpo físico.

Resulta eficaz en multitud de molestias y trastornos tanto físicos como psicológicos, como la ansiedad, el estrés, el insomnio, la artritis, las jaquecas, los problemas gástricos y también actúa como sanador de bloqueos emocionales profundos.

Es una energía preventiva y curativa.

Ayuda en las terapias de desintoxicación, reduce los efectos secundarios de todo tipo de tratamientos, incluyendo la quimioterapia, por ejemplo.

Acelera los tiempos de recuperación y mejora el estado general de personas sanas o enfermas, ya que equilibra las energías, libera las emociones, desarrolla la conciencia, aumenta la creatividad y eleva la energía vital.

¿Qué nos aporta el Reiki?

La falta de salud no se muestra sólo en nuestro nivel físico (enfermedades); también se refleja en el nivel emocional, mental y espiritual.

Reiki alivia los dolores físicos pero considera a la persona de forma global en los cuerpos físico, emocional, mental y espiritual, de manera que, no solamente se dirige a suprimir la patología, sino también a recuperar el estado natural de equilibrio que produce bienestar y felicidad.

Esto resulta esencialmente importante para poder lograr un cambio en el interior y en el entorno más inmediato.

El Reiki nos ayuda a afrontar la vida con mayor equilibrio.
Aplicaciones concretas del Reiki.

El Reiki se emplea actualmente en algunos hospitales de reconocido prestigio dónde se están realizando estudios sobre su efectividad.

Cómo ejemplo de utilización del Reiki, en el documento “Pautas de atención integral para personas que viven con VIH/SIDA en las Américas”, preparado por el Programa Regional sobre VIH/SIDA/ITS de la Organización Panamericana de la Salud, Oficina Regional de la Organización Mundial de la Salud, se menciona el Reiki en el apartado de “Manejo del dolor y cuidados paliativos”.

Lesiones: Para acelerar el proceso de cicatrización y para soldar lesiones óseas. Reducir la inflamación en esguinces, sanar músculos desgarrados etc.

Infecciones: Ayuda al cuerpo a aumentar su capacidad para luchar contra enfermedades virales, reforzando su sistema inmunológico.

Cáncer: Se ha usado con éxito en combinación con quimioterapia para ayudar al organismo a mantener la fortaleza física necesaria para los tratamientos.

Depresión y agresividad: Reiki sirve para equilibrar energéticamente y espiritualmente a las personas.

El Reiki, más que tratar enfermedades específicas, consigue un equilibrio completo a través de la Energía Universal.

De esta forma, el mismo paciente “toma las riendas” de su propia sanación.

Vibrando en Amor incondicional, generando toda la energía positiva para su autocuración.

Namasté

‎12 PASOS PARA SIMPLIFICAR TU VIDA…

 “EL CÓDIGO DE SANACIÓN EMOCIONAL” C.S.E.

Wayne Dyer –

Si no estás preparado para el Espíritu, lo más probable es que no sientas el resplandor de la inspiración. Dios estará a tu lado, te enviará la orientación, y las personas, que necesitas; pero si estás completamente ocupado, te perderás de estos regalos que pueden transformar tu vida.

1. Ordena tu vida, sentirás una gran oleada de inspiración cuando te deshagas de cosas que ya no son útiles en tu vida:

. Regala las cosas que llevas uno o dos años sin utilizar.

. Regala esos archivadores viejos que ocupan espacio y que casi nunca utilizas.

. Dona juguetes, herramientas, libros, bicicletas y platos que no utilices a instituciones de caridad.

Elimina todo aquello que te despierte el deseo de adquirir objetos que contribuyan a una vida desordenada. Recuerda lo que dijo Sócrates: “Está más cerca de Dios quien necesita menos”. Así que mientras menos posesiones necesites asegurar, cuidar, desempolvar, organizar y mover, más próximo estarás a escuchar el llamado de la inspiración.

2. Elimina de tu agenda las actividades y obligaciones innecesarias e indeseables.

Si no estás preparado para el Espíritu, lo más probable es que no sientas el resplandor de la inspiración. Dios estará a tu lado, te enviará la orientación, y las personas, que necesitas; pero si estás completamente ocupado, te perderás de estos regalos que pueden transformar tu vida. Así que dile no a las exigencias excesivas, y no te sientas culpable de inyectar una dosis de tiempo libre a tu rutina diaria.

3. Asegúrate de que tu tiempo libre sea libre

Ten cuidado con esas invitaciones que pueden mantenerte en la cúspide de la pirámide social, pero que te impiden el acceso a una inspiración gozosa. Si los cócteles, las reuniones sociales, los eventos para recaudar fondos, e incluso charlar y beber con los amigos no es la forma en que realmente quieres pasar tu tiempo libre, no lo hagas. Rechaza las invitaciones que no activen sensaciones de inspiración.

Creo que pasar una tarde leyendo o escribiendo cartas, viendo una película con un ser querido, cenar con mis hijos o hacer ejercicio, es más inspirador que asistir a un evento en el que suelen abundar las conversaciones inútiles. He aprendido a rechazar esos eventos sin tener que disculparme, y eso me ha permitido tener más momentos de inspiración.

4. Saca tiempo para la meditación y el yoga

Saca por lo menos 20 minutos diarios, siéntate en silencio y establece un contacto consciente con Dios. Escribí un libro sobre este tema, “Cayendo al abismo”, así que no me extenderé más. Sin embargo, diré que he recibido miles de mensajes de personas de todo el mundo en los que me expresaron su agradecimiento por haber aprendido a simplificar su vida cuando comenzaron a meditar. Te invito a que busques un centro de yoga cerca de tu casa y comiences a practicar con regularidad. Las recompensas son maravillosas: te sentirás menos estresado y más saludable e inspirado por todo lo que podrás hacer con y por tu cuerpo en muy poco tiempo.

5. Regresa a la sencillez de la naturaleza

No hay nada que sea más inspirador que la naturaleza. La fantasía de regresar a una vida menos tumultuosa casi siempre implica vivir en el esplendor de las montañas, los bosques o de un valle, en una isla, cerca al mar, o al lado de un lago. Estos deseos son universales, pues la naturaleza ha sido creada por la misma Fuente que nos creó a nosotros. Estamos constituidos por las mismas sustancias químicas de la naturaleza (somos polvo estelar, ¿recuerdas?).

Tu deseo de simplificar y de sentirte inspirado es impulsado por el deseo de ser tu “yo” natural, es decir, la naturaleza de tu yo. Así que camina o acampa en el bosque; nada en un río, lago o en el mar; siéntate frente a una fogata, monta a caballo, o esquía en la nieve. Esto no significa que tengas que darte unas vacaciones largas ni planearlas con meses de anterioridad: no importa dónde vivas, a pocas horas siempre habrá un parque, campamento o sendero que te permitirá disfrutar de la sensación de estar conectado con todo el Universo.

6. Marca distancia entre tú y tus críticos

Decide alinearte con personas que también quieran encontrar una inspiración simplificada. Dales una bendición silenciosa a quienes andan buscando defectos o son amigos de las confrontaciones, y apártate de su energía tan rápido como sea posible. Simplificarás tu vida enormemente si no tienes que justificarte ante nadie, y si recibes apoyo en vez de críticas. No tienes por qué soportar las críticas; simplemente agradece con amabilidad y promete pensar en lo que te digan, pues representa un conflicto que no te permitirá sentirte inspirado. No necesitas justificar tus deseos ni tu personalidad, pues esas sensaciones internas son el Espíritu que te habla: son pensamientos sagrados, así que no permi­tas que nadie los destruya.

7. Saca un tiempo para tu salud

Recuerda que el mayor problema de salud en nuestra sociedad parece ser la obesidad. ¿Cómo puedes sentirte inspirado y vivir con sencillez si consumes cantidades excesivas de alimentos y no haces el ejercicio que tu cuerpo te pide? Recuerda que tu cuerpo es el templo sagrado donde vives durante esta vida, así que saca un poco de tiempo cada día y haz ejercicio. Si sólo puedes darle una vuelta a la manzana, simplemente hazlo. De igual manera, incorpora a tu consciencia las pala­bras control de porciones: ¡tu estómago tiene el tamaño de un puño, no de una pala! Respeta tu templo sagrado y simplifica tu vida haciendo ejercicio y comiendo con moderación; ¡te prometo que te sentirás inspirado si comienzas a hacerlo ya!

8. ¡Juega, juega, juega!

Simplificarás tu vida y te sentirás inspirado si aprendes a jugar en vez de trabajar toda tu vida. Me encanta estar rodeado de niños porque me inspiran con sus risas y su frivolidad. De hecho, muchos adultos me han dicho: “Wayne, no has madurado: siempre estás jugando”. ¡Esto es algo que me enorgullece profundamente! Juego cuando hablo en el escenario, y juego mientras escribo ahora.

Quiero aprovechar para darle las gracias a Howard Papush, quien escribió un maravilloso libro titulado “Tiempo de receso: sorteando tu vida en medio de las tensiones”, el cual te recomiendo (Howard también ofrece seminarios en los que enseña a jugar y a divertirse). En su libro, Howard comparte esta hermosa frase de Richard Bach: “Tu vida está orientada por un aprendiz interior, por ese ser espiritual y juguetón que es tu verdadero yo”. Estoy totalmente de acuerdo: ¡por favor, entra de nuevo en contacto con tu yo real y juguetón, y aprovecha la menor oportunidad para jugar! Verás que todo será más dulce y más simple.

9. Disminuye el ritmo

Una de las observaciones más iluminadoras de Gandhi nos recuerda que, “La vida es algo más que aumentar el ritmo”. Este es un gran consejo para simplificar tu vida; de hecho, disminuye el ritmo de todas tus actividades durante un momento, aquí y ahora. Lee estas palabras lentamente. Desacelera tu respiración para que seas consciente de cada inhalación y exhalación…

Cuando vayas en tu auto, disminuye la velocidad y relájate. Desacelera tu forma de hablar, tus pensamientos y el ritmo frenético de todo lo que haces. Dedica más tiempo a escuchar a los demás; sé consciente de tu inclinación a interrumpir y a dar por terminadas las conversaciones, y opta más bien por escuchar. Detente y aprecia las estrellas en una noche despejada, o las formas de las nubes en un día gris. Siéntate en un centro comercial y observa cómo todas las personas parecen ir deprisa y sin rumbo alguno.

Si disminuyes el ritmo, simplificarás tu vida y te re­unirás con el ritmo perfecto con el que funciona la creación. Imagina que tratas de forzar a la naturaleza halando una planta de tomate que acaba de brotar: eres tan natural como esa planta, así que permítete estar en paz con la perfección del plan de la naturaleza.

10. Haz todo lo posible para evitar las deudas

Recuerda que estás intentando simplificar tu vida, así que no necesitas comprar objetos que la complicarán y la trastornarán. Si no puedes adquirirlos, olvídate de ellos hasta que puedas hacerlo; al contraer deudas, sólo agregas más capas de ansiedad a tu vida. Esa ansiedad te alejará de la paz, que es el lugar donde te encuentras cuando estás en Espíritu. Si tienes que trabajar más para pagar deudas, disfrutarás menos de tu vida actual; en consecuencia, estarás más lejos de la paz y la alegría, que son los símbolos de la inspiración. Te sentirás mucho mejor y disfrutarás tu vida si tienes menos en vez de contraer deudas que no te darán paz y tranquilidad, sino estrés y ansiedad. Y recuerda: el dinero que posees sólo es energía, así que niégate a conectarte con un sistema energético que no es real.

11. Olvídate del valor efectivo

Procuro no pensar frecuentemente en el dinero, pues he observado que las personas que lo hacen no piensan en casi nada más. Entonces, haz lo que tu corazón te diga que es lo que te hace feliz, en vez de pensar si será rentable o no. No te niegues a los placeres de la vida por razones monetarias; no determines tus compras por el hecho de obtener un descuento, y no te prives de sentir alegría porque no te hicieron una rebaja. Puedes llevar una vida feliz y satisfactoria, y si en este momento estás pensando que yo tengo el descaro de decirte esto porque tienes una situación financiera precaria, es porque tú mismo has levantado tu propia barrera de resistencia.

Deja de ponerle una etiqueta con precio a todo lo que tienes y haces: a fin de cuentas, en el mundo del Espíritu no hay etiquetas con precios. No hagas del dinero el centro de todo lo que tengas o hagas; más bien, descubre el valor inherente a todas las cosas: así simplificarás tu vida y regresarás al Espíritu. Un dólar no determina el valor, aunque vivas en un mundo que intenta convencerte de lo contrario.

12. Acuérdate de tu Espíritu

Si la vida te parece muy compleja, rápida, desordenada, frenética, o difícil, acuérdate de tu propio Espíritu. Estás enca­minado a la inspiración, un lugar sencillo y pacífico en donde estás en armonía con la sincronización perfecta de toda la creación. Viaja mentalmente allí y detente con frecuencia para recordar lo que realmente quieres.

Wayne Dyer

“EL CODIGO DE SANACION EMOCIONAL” C.S.E.

Las Nueve Revelaciones

Las 9 Revelaciones:

  1.  Estamos volviendo a descubrir que vivimos en un mundo profundamente nuevo y misterioso , lleno de coincidencias repentinas y encuentros sincronizados que parecen estar predestinados.
  2. Cuanto más despertemos a este misterio, crearemos un concepto de Mundo completamente nuevo , redefiniendo el Universo como energético y sagrado.
  3.  Descubriremos que todo a nuestro alrededor ,toda la materia ,esta formada y se origina en una energía Divina que estamos empezando a ver y a comprender.
  4.  Desde esta perspectiva, podemos ver que los humanos siempre se han sentido  inseguros y desconectados de esta Fuente Sagrada y han intentado nutrirse de energía dominándose unos a otros. Esta pugna es la causante de todos los conflictos humanos.
  5.  La única solución es cultivar una reconexión personal con lo Divino, una transformación mística que nos llene de energía y amor infinitos, que amplíe nuestra percepción de la belleza y nos eleve a una conciencia de nuestro Yo Superior.
  6. En esta conciencia, podemos liberarnos de nuestro propio hábito para controlar y descubrir una verdad específica. Una misión ,que hemos  venido a compartir para que ayude a la humanidad a evolucionar hacia este nivel nuevo de realidad.
  7. En la consecución de esta misión podemos descubrir una intuición interior que nos muestre hacia donde ir y que hacer; y  si solo hacemos interpretaciones positivas ,derivará en un fluir de coincidencias ,que abrirá las puertas para que se revele nuestra misión.
  8. Cuando un número suficiente de nosotros entre en ese flujo evolutivo, siempre dando energía al Yo Superior de todos con quienes nos encontramos, crearemos una cultura nueva ,en la que nuestro cuerpo evolucionará hacia niveles de energía y percepción aún más elevados.
  9. De este modo participamos del largo viaje de la evolución desde el Bing Bang hasta el propósito final de la vida” Energetizar nuestros cuerpos “, generación tras generación ,hasta que entremos en un Cielo en el que todos podamos Ver por fin.

Enlace de la película , ” Las Nueve Revelaciones ”

http://vimeo.com/34402525?action=share

Que la disfrutes

El Cambio ( las adicciones)

EL CAMBIO

Para que el cambio se produzca o para que se comience en la vía del cambio hay que saber que puede realmente darse dicho cambio.

Estar motivado para el cambio es una cuestión primordial. Hoy se sabe que cada persona pasa por varias fases cuando el objetivo es romper con una adicción.

Si cree que puede intentar cambiar, bien vale la pena hacer el esfuerzo. Si la persona no tiene ningún interés en cambiar en los próximos 6 meses (estadio de precontemplación), porque considera que no tiene ningún problema, debe analizar cómo le está influyendo el consumo de una o más sustancias en su comportamiento cotidiano, respecto a las personas más cercanas, al trabajo, a sus expectativas, a como se comportaba hace uno o dos años, etc.

Aquí es necesario analizar las creencias inadecuadas y los pensamientos distorsionados sobre las conductas adictivas.

Si la persona cree que tiene que hacer un cambio (estadio de contemplación o de acción), tiene que marcarse pequeñas metas, más que metas importantes, difíciles de conseguir o de saber si se pueden conseguir.

También tienen que ser metas claras, objetivas y alcanzables, que se puedan realizar en plazos concretos (un día, una semana, dos semanas, etc.). Conforme consiga las primeras metas márquese las siguientes. El conseguir las primeras anima a proseguir en las siguientes.

Si tiene dificultades no se desanime ante ellas.

Pueden servirle para no bajar la guardia y para, con más ahinco, afrontar todas las situaciones difíciles que le produce su dependencia, ya que el abandono y el mantenimiento, en las primeras fases, es difícil. Conforme trancurra el tiempo, el control se incrementa y mejora la confianza en uno mismo. Por ello debe siempre pensar positivamente en cada nuevo paso que dé. Las dificultades, en esta fase, son el motivo para poner más empeño en superarlas.

TODO “ PROBLEMA” TIENE SOLUCION :

Los problemas o situaciones problemáticas son normales en nuestra vida cotidiana y ocurren a diario. Un problema es una situación real o imaginaria a la que tenemos que dar una solución, pero de la cual no disponemos en éste momento. Al no encontrar solución a un problema surge, o se incrementa, el estrés y otros estados emocionales negativos. Y, si se actúa, sin tener una solución adecuada, se hace de un modo que no se desea o de forma poco eficaz, o no se actúa al no encontrar solución.

El entrenamiento en solución de problemas consiste en un procedimiento por el que se entrena a las personas a reconocer sus problemas, buscar soluciones adecuadas a los mismos e implantar la mejor solución en la situación donde ocurre el problema. Este entrenamiento consta de cinco fases: orientación general hacia el problema; definición y formulación del problema; generación de soluciones alternativas; toma de decisiones; y, puesta en práctica y verificación de la solución.

Dado que en el entrenamiento en solución de problemas para pasar de un paso a otro se tiene que superar previamente el anterior. Cuando en un paso no hay suficiente información puede que se haya infravalorado o saltado una fase previa, se esté en una fase de entrenamiento, o la solución elegida no sea la adecuada. En este caso se recomienda volver a la fase o fases previas, para que una vez que haya sido realizada correctamente se pueda continuar con las siguientes.

Una vez que ha decidido la mejor solución para el problema tiene que pasar a poner en práctica la misma y verificar si en la vida real es efectivamente la más adecuada. Cuando la comparación entre el resultado esperado de la solución y el observado coinciden entonces se ha encontrado una solución satisfactoria al mismo. Pero en algunos casos esto no es así.

Cuando existen discrepancias suele ser debido a dificultades en el proceso de solución de problemas o en la ejecución de la solución. Si ocurre esto hay que volver a las fases previas del entrenamiento en solución de problemas y comprobar si se ha definido claramente el problema, se han generado todas las alternativas posibles de solución, se ha elegido la solución adecuada de solución y se ha puesto en práctica la misma.

BUSQUE APOYO A SU ALREDEDOR “ IMPORTANTÍSIMO”

El apoyo social es importante para todas las personas. Muchas personas con problemas de dependencia tienen su ambiente social, y especialmente el de las personas que le prestan apoyo, deteriorado. Por ello si tiene apoyo debe mantenerlo e incluso potenciarlo; en caso de que no lo posea debe buscar el modo de crear su propia red de apoyo social.

En ocasiones los distintos conflictos interpersonales pueden constituir la base para la aparición de la adicción. En tales casos puede ser adecuado entrenar a la persona en asertividad o en la adquisición de habilidades sociales.

El apoyo social, especialmente de los miembros de la familia y amigos, constituye un factor importante para el cambio de hábitos. En el cuadro 5.3 se indican algunas estrategias que se podría seguir para que los demás nos presten su ayuda.

No dude, por ello, en explicar a la gente que le rodea su problema y en que le presten ayuda para superar su problema de adicción.

[Cuadro 5.3: Cómo ayudar a los demás a que le ayuden]

Puesto que las demás personas tienen una influencia considerable en una autoobservación eficaz, he aquí algunos consejos sobre cómo estimular a los amigos y conocidos a prestar el apoyo adecuado:

  1. Pídales que tomen en serio sus esfuerzos; que no bromeen sobre ellos ni los critiquen.
  2. Digales que no le den consejos sobre esfuerzos; que no bromeen sobre ellos ni los critiquen.
  3. Se lo que ha de hacer para cambiar su comportamiento.
  4. Pídales que eviten controlar sus progresos o ponerlos a prueba.
  5. Pídales que reconozcan y alaben sus esfuerzos por cambiar.
  6. Anímeles a que ignoren sus recaídas temporales y a que nunca critiquen momentáneos “deslices” en su cont
    rol.
  7. Explíqueles exactamente lo que deben decir o hacer para ayudarle.
  8. Recuérdeles que es usted quien debe tener la responsabilidad sobre su propia vida.
  9. Pídales una actitud positiva y de estímulo.

Te sugiero que mires la Película “El Cambio”

http://www.youtube.com/watch?v=qa8rHDzlSsA

aquí te dejo el enlace… es muy buena , ideal para poder entender lo que nos pasa y por que.

Todos somos uno, vibrando en la misma frecuencia…

Namasté.

La renuncia a los Resultados

«Nunca perderás el rumbo, pues Dios es quien te guía.»

Cuando nos entregamos a Dios, nos entregamos a algo mayor que nosotros, a un universo que sabe lo que está haciendo. Cuando abandonamos el intento de controlar los acontecimientos, éstos se suceden por sí solos en un orden natural, un orden que funciona.

Nosotros descansamos, mientras un poder mucho mayor que elnuestro se hace cargo de todo y lo hace mucho mejor que nosotros.

Aprendemos a confiar en que el poder que mantiene unidas las galaxias puede manejar las circunstancias de nuestra vida, relativamente poco importantes.

La entrega significa, por definición, renunciar al apego a los resultados.

Cuando nos entregamos a Dios, nos desprendemos de nuestro apego a la forma en que suceden las cosas afuera y empezamos a preocuparnos más por lo que pasa en nuestro interior.

La experiencia del amor es una opción que hacemos, una decisión de la mente: ver el amor como el único objetivo y el único valor real en cualquier situación. Mientras no elegimos esta opción, seguimos luchando por obtener resultados que creemos que nos harían felices. Pero todos hemos adquirido cosas que pensábamos que nos harían felices, sólo para descubrir que no era así.

Esta búsqueda externa de cualquier cosa menos el amor que nos complete y sea la fuente de nuestra felicidad, es la idolatría.

El dinero, el sexo, el poder o cualquier otra satisfacción mundana no nos ofrecen más que un alivio temporal de nuestro pequeño dolor existencial. «Dios» significa amor, y «voluntad» significa pensamiento.

La voluntad de Dios es, pues, un pensamiento de amor.

Si Dios es la fuente de todo bien, entonces el amor que hay dentro de nosotros también es la fuente de todo bien.

Cuando amamos, nos colocamos automáticamente en un contexto de actitudes y comportamientos que conducen a un despliegue de acontecimientos en el nivel supremo del bien para todos los afectados.

No siempre sabemos cómo será ese despliegue, pero tampoco lo necesitamos. Dios hará Su parte si nosotros hacemos la nuestra. Nuestra única tarea en cada situación consiste simplemente en aflojar nuestra resistencia al amor.

Lo que entonces suceda es asunto Suyo. Nosotros hemos renunciado al control. Estamos dejándole conducir a Él.

Tenemos fe en que sabe cómo hacerlo.

Marianne Williamson – “Volver al Amor”

Pd. Puedes reemplazar la palabra DIOS… por la que mas y mejor se identifique con tu creencia, fe , religión ( Alá, La fuente, La energía, etc. etc … )

Estamos todos vibrando en Amor….Intenta ser conciente de eso

Namasté

El niño interior

Sin importar qué edad tengamos, todos llevamos en nuestro interior a un niño herido. Ha sido herido por no haber sido amado, o por no haber recibido amor y cuidado del modo que él necesitaba.

Uno de los pasos fundamentales para crecer y poder amarnos a nosotros mismos es conocer a nuestro niño interior, y darle ese amor que tanto necesita. De lo contrario, nos comportamos identificados inconscientemente con él, y esto afecta a nuestras relaciones de pareja, con los colegas de trabajo y amigos.

Saber diferenciar a ese niño interno de nuestra faceta adulta es imprescindible, sino esperamos que nuestra pareja o alguien más le cuide, y proyectamos en el otro a nuestro padre o madre.

Y esto está destinado al fracaso, puesto que nadie puede darle a ese niño lo que necesita. Es nuestra responsabilidad hacerlo.

La mayoría de las veces que sentimos miedo, en realidad quien lo siente es nuestro niño interior. Conocer el origen de esos miedos es el primer gran paso para poder superarlos.

El niño interior tiene básicamente cuatro miedos.

Uno de ellos es el miedo a enfrentar. Teme que, al hacerlo, sea rechazado. Este miedo lleva a caer en patrones de víctima, o a ser cobarde, tímido, y a sentirse inferior a los demás. Así que si percibes que no te animas a decir lo que quieres, lo que necesitas o lo que te disgusta, en realidad es tu niño interior quien te está limitando. Y si no enfrentas las situaciones desde tu adulto, y callas lo que de verdad necesitas decir, estás creando serias dificultades en tus relaciones personales, y te sentirás impotente e insatisfecho.

Otro miedo que el niño interior siente es el miedo al abandono. Esto lleva a sentir celos, a ser posesivo, y a tener la necesidad de manipular. La única manera de superar este temor es garantizarle que tú siempre estarás con él, que le cuidarás y atenderás incondicionalmente, siempre.

El miedo a la pérdida que siente este niño nos lleva a sentir una profunda inseguridad. Para ocultar este miedo, nuestro ego se disfraza de lo opuesto, y entonces adoptamos una actitud agresiva, y podemos llegar a ser incluso fanáticos.

Y el miedo a la muerte que siente nuestro niño interior se transforma en desconfianza, egoísmo, apegos, fobias e histerias.

Al hacernos conscientes de cuál es el origen de nuestros miedos, podemos sanarlos desde la raíz, y para esto es imprescindible establecer una conexión amorosa y profunda con nuestro niño interior. De este modo sanamos las heridas del pasado, y podemos crear para nosotros mismos realidades libres de inseguridades y bloqueos.

Enriqueta Olivari es autora del libro “El amor de tu vida”