El Amor, El Curador

AMOR – EL CURADOR

Este articulo esta inspirado en una reseña aparecida en el numero de abril de 1953 del Reader’s Digest, sobre investigación medica, titulado: “La Ciencia descubre el Amor Real”. Concuerda exactamente con dos informes que me fueron facilitados por dos médicos famosos, uno de América del Norte y otro de Australia.


Citare algunos pasajes iniciales del mencionado artículo:

 

Los psiquiatras han llegado a la conclusión de que la mayoría de los trastornosmentales son causados por la falta de amor. Los psicólogos de niños, debatiéndose entre la alimentación de acuerdo con la demanda del niño, entre el castigo corporal y la falta de castigo, han descubierto que ninguno de estos representa demasiada diferencia si el niño es amado. Los sociólogos han descubierto que el amor es la respuesta a la delincuencia; los criminalistas lo han encontrado como respuesta al crimen. Los médicos también han descubierto que la promiscuidad ocurre mayormente en aquellos que están emocionalmente tullidos por falta de amor.

 

Este último descubrimiento me hace recordar expresiones de C. Jung, el granpsicólogo, y de Krishnamurti, los cuales han dicho que no existe problema sexual que no pueda ser resuelto por el amor. Doctores de Chicago han descubierto también que el alto porcentaje de mortalidad en los orfelinatos disminuye cuando los niños son puestos bajo el cuidado de nodrizas afectuosas. En realidad, “el amor materno” constituye las plumas que forran el nido humano, y un niño que no es amado queda tullido para el resto de su vida, y a
menudo incluso truncado en su desarrollo físico. Este es un descubrimiento tan importante que uno se ve obligado a preguntar: ¿Qué es el amor?. ¿Qué es el amor real?. El articulo continua:

 

Este amor no es el que tan corrientemente se describe en el cine y en las novelas. Se trata del amor que Jesús conocía por visión interna; el mas simple y, sin embargo, el atributo mas complejo del hombre. Dice el Dr. Abraham Stone de Nueva York: el amor es la más grande de las medicinas, pero mucha gente, incluso muchos que se creen felizmente casados, no saben lo que es el amor.

.

1.- El amor no es posesividad. No es hacer a otra persona a nuestra imagen ysemejanza. Recuerdo que una mujer me decía que había roto una amistad porque la otra persona no estaba a la altura de sus ideales. “Señora mía, le replique ¿Por qué habría nadie de estar a la altura de sus ideales?. Es suficiente con que traten de estar
a la altura de sus propios ideales”. A veces una mujer se casa con un hombre débilpara “reformarlo”. Nunca hubo mayor error. Recuerdo lo que un hombre mehablaba respecto a su gran decepción. Se había casado con una mujer veinte añosmas joven que el pensando que podría “formar su carácter”, y claro esta, encontró
que el carácter de ella estaba ya inalienablemente formado desde hacia muchotiempo. Esta clase de amor es en realidad una clase de amor propio y engreimiento.


No es amor real. El Dr. Overstreet dice: “El amor de una persona no implica laposesión de esa persona. Significa darle con alegría el pleno derecho a su únicavirilidad”. “¡Cuantos trastornos e infelicidad son causados por madres, esposos ,esposas y amigos posesivos!. Es una enfermedad común, y la raíz de ello subyace,no en el amor, sino en el amor propio. Gran número de personas creen que se aman entre ellas cuando todo lo que han hecho ha sido proyectarse sobre la otra persona.


Los padres egoístas que tienen una hija sirviéndoles, que envejece y sin amor,consideran que la aman, pero en realidad no aman a nadie sino a si mismos y a lacomodidad que su asistencia les proporciona. El marido o la esposa celosos que no pueden tolerar que el objeto de sus afectos sea amado o admirado por nadie mas, no esta amando a su compañero, sino sufriendo de un feo estado de amor propio. Esoes justamente lo que son los celos. No son una prueba de amor como normalmentese supone. Es la completa evidencia del amor propio.


2.- El amor no es dependencia. Hay una verdadera y una falsa adoración de los héroes. El verdadero amor no se aferra y no se abraza alrededor del objeto amado. No depende del amado para el cumplimiento de su propia felicidad y deseos. No mira hacia el amado como a uno que debería descargar de sus hombros el fardo de tomar decisiones y que tenga que protegerlos de todos los contactos duros de la vida.


Cuando se trata de niños pequeños esto es necesario pero ¡ay del hombre que sequeda siendo niño y jamás llega a la mayoría de edad!.


3.- Ni tampoco el amor es auto-sacrificio, aun cuando el amor a veces requierasacrificio. Madres excesivamente amorosas que sacrifican su tiempo y sus fuerzaspara complacer y regalar a sus hijos, no los están amando. A veces se haceinconscientemente para ahorrarse molestias. Pero estas madres están criando
tullidos psicológicos para el futuro. ¡Cuan a menudo se ve que madres “no egoístas” engendran hijos egoístas!.


4.- Ni es admiración el amor. Escribe un doctor: “Un hombre puede pensar que ama a su esposa porque es bella, inteligente, competente. Eso no es amor. Es aprobación”.


Puede muy bien surgir de un sentimiento de auto-satisfacción por la posesión de una pertenencia tan atractiva. La admiración, la popularidad, la adulación, no son amor. (Tomado de “Amor, El Curador” – Clara M. Cood)

 

Fuente; Buscadores de la Luz

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s