Madurar , es ver el Amor en el Alma de las personas

pareja-amor-autoestima

A medida que vamos madurando muchas de nuestras creencias van cambiando, entre ellas nuestra perspectiva del amor. Madurar implica entender el amor de otra manera, más profunda y algunas veces, más sencilla. El amor maduro responde a una necesidad intensa cuya satisfacción conlleva un largo tiempo de crecimiento.

Cada uno de nosotros tiene un concepto de lo que representa el amor, lo que es realmente importante y qué es lo que se espera en una relación. En este proceso las ideas preconcebidas y las creencias personales tienen un peso fundamental en nuestra manera de vivir el amor.

Existen dos clases de amor, el amor adulto o amor conyugal que se describe como una amistad amorosa que incluye afecto, confianza, respeto, lealtad y conocimiento íntimo mutuo. Y el amor apasionado o infantiloide que es un estado emocional salvaje, de confusión de sentimientos y emociones como la ternura, sexualidad, júbilo, dolor, ansiedad y celos. Dicen los estudios que este amor es limitado de 6 a 30 meses, con posibilidad de resurgir a veces.

El tiempo es esa prueba del algodón que nos enseña a ver con los ojos del corazón y a apreciar lo auténtico. Es ahí donde las experiencias nos acercan al amor adulto, haciéndonos sentir más libres para expresar nuestros sentimientos y ser capaces de reconocer en el otro sus estados más profundos. Así, conseguimos ver a través de más ojos que los propios.

El amor adulto

Un concepto fundamental en el adulto y en el amor es la autonomía. Puede parecer una contradicción hablar de la unión de dos almas y hablar de autonomía, pero es que esta y la autoestima son inseparables. Los individuos autónomos entienden que los demás no existen solo para satisfacer sus necesidades: saben que por mucho amor y comprensión que exista entre dos personas, cada uno es responsable en última instancia de sí mismo, cada uno es responsable de su felicidad.

Al madurar damos un valor más justo a cada una de las cosas que vivimos, apreciando la esencia del otro y aceptándolo con virtudes y defectos. El amor adulto da lecciones de vida, valorando la esencia de la persona. En cambio, el amor egoísta e infantiloide, busca herir, ubicar o desencajar a la otra persona.

Amar satisface un ansia, un deseo de prodigar ternura. Ser amado llena otra necesidad: el deseo individual de ser querido y apreciado. Si amar constituye una clase especial de realización; ser amado es la recompensa que se le otorga. Los principios que explican cómo elegimos nuestras parejas se basan en la interacción entre las características de una persona y la apreciación de esos rasgos por la otra.

El amar y ser amado no es el único placer dentro de la relación de pareja madura, también existe satisfacción en el proteger, ayudar y guiar al otro, al tiempo de sentir seguridad y confianza.

Madurar es la capacidad de soportar la incertidumbre

¿Por qué vivimos en pareja?

En los últimos 10 años se ha trazado un perfil de desarrollo normal en el amor desde la adolescencia hasta la madurez, en el que se describe un proceso típico de desarrollo. En este perfil se observa que en la transición de la madurez nos comprometemos profundamente con los aspectos importantes de la vida, como el amor, desligándonos de influencias anteriores.

Es en esta etapa es donde nos sentimos más preparados para comprometernos en una relación íntima con otra persona, formalizar la relación, vivir juntos, y contraer matrimonio. Las personas nos emparejamos por una necesidad de seguridad, de autoafirmación, al alejarnos del hogar primario y por la necesidad de alcanzar un objetivo vital como es amar y ser amado.

La gran mayoría de los problemas de pareja suelen venir de exigencias románticas inflexibles sobre el amor y la pareja que quedan muy alejadas de los cimientos basados en la madurez y objetividad. Estas ideas distorsionadas propias del amor apasionado o infantiloide pueden hacer peligrar incluso a parejas que se complementan muy bien.

En definitiva, el amor adulto se nutre de las experiencias compartidas, pese a sus conflictos y peligros internos. La verdadera sabiduría de este amor radica en su propia evolución, pese a las fisuras y heridas propias de las relaciones emocionales.

Existir es cambiar, cambiar es madurar, madurar es crearse a uno mismo.
 Extraído de la Web

 

19 hábitos de las personas negativas

Resultado de imagen de HABITOS DE LAS PERSONAS NEGATIVAS

 

19 hábitos de las personas negativas

Nadie siempre está feliz, todos tienen días malos. A veces la extrema negatividad puede ser evitada, de forma de mejorar su humor. En un reciente artículo para Business Insider, Hillary White, comenta sobre las actitudes que las personas infelices acostumbran a tener y que deberían abolir inmediatamente. “Si usted trabaja el pensamiento positivo sobre sí mismo y los otros, conseguirá ser feliz”, dice ella.

  A continuación, las 19 cosas negativas que se deberían dejar de hacer:                                                                                                                                                                                                               

1. Preocuparse por las cosas que no se pueden cambiar.”Las personas negativas tienden a pensar en lo que podría haber sucedido en la vida, pero es importante que no se preocupen por las cosas que no se pueden cambiar. Hay que aprender de los errores y tratar de hacer las cosas lo mejor posible la próxima vez. Podemos, incluso, estar contentos de haber cometido algunos errores”, dice White.

2. Renunciar cuando es difícil: Las personas negativas e infelices siempre van a renunciar a la mitad del camino a la hora de enfrentar un desafío. Es fácil saltar cuando algo parece perdido, pero perseverar, sin importar las dificultades, casi siempre trae buenos resultados. “Renunciar hará que la persona se sienta derrotada. No importa como acabe, enfrentar las dificultades aumenta la confianza”, afirma White.

3. Tomar las cosas demasiado en serio. Tener la capacidad de relajarse y reírse de sí mismo y de lo absurda que puede ser la vida transformará el modo en que la persona observa las cosas a su alrededor.

4. No ejercitarse: Hacer deporte tiene innumerables beneficios mentales y físicos. Cuanto más ejercicio se haga, mejor se sentirá y probablemente lo ayudará a seguir un estilo de vida saludable. Llevar una vida sedentaria traerá efectos negativos para la salud y que se notarán en el humor y la felicidad.

5. Enfocarse en objetivos imposibles.“Tener objetivos es importante, finalmente, es la única manera de hacer algo. Sin embargo, puede ser complicado cuando estos son imposibles. Pese a que nos parece que es bueno intentar llegar a las estrellas, la gente siempre está buscando metas inalcanzables. Por eso siempre se sienten decepcionados. La clave consiste en proponerse pequeños objetivos, lo que hará que se sienta realizado al alcanzarlos”, aporta ella.

6. Alimentarse de comidas que no son saludables. Todos tienen placeres que generan culpa y de vez en cuando hace bien darse permiso para comerlas. Para las personas infelices estas licencias se convierten en una regla. Recuerde que las comidas saludables mejoran el humor, aportan más energía y son beneficiosas para la salud.

7. No dormir lo suficiente. Dormir es esencial. Su calidad y tiempo está directamente relacionado con la productividad y felicidad al día siguiente. “Puede encontrar que aquella hora extra es una buena idea, pero una buena noche de sueño debe ser prioridad”, dice White.

8. Sólo centrarse en sus debilidades.“Todos tenemos inseguridades”, afirma White. La clave está en enfocarse en las fortalezas y no en los defectos. “La autoperfección es importante, pero las personas negativas suelen fijarse en sus defectos en vez de preocuparse de tener una imagen positiva. Reconocer las debilidades es muy distinto a dejar que estas tomen control de nuestras actitudes”, dice.

9. Pasar demasiado tiempo en las redes sociales.“¡Ese es uno de los mayores problemas! Hoy en día las personas dejan toda su vida en línea. Primero, eso nos hace pasar mucho tiempo comparándonos con otros”, dice White. Es bastante recomendable pasar un buen tiempo lejos del computador y tener nuevas perspectivas de actividades para el día. Las personas negativas se preocupan demasiado en la forma en que aparecen en internet, lo que traerá un efecto negativo.

10. Quedarse sólo en la zona de confort. Es fácil querer permanecer en la zona de confort, donde es más seguro y no existen riesgos. Pero pasar mucho tiempo en esa zona genera que las grandes cosas no sucedan. El aburrimiento es un factor para la infelicidad, que puede ser fácilmente combatido con nuevas experiencias. No es necesario dejar de todo lado e ir a saltar en paracaídas. Probando una nueva comida o escuchando música de una banda que le guste, puede sentirse renovado.

11. Preocuparse mucho de la opinión de los demás. “Las personas negativas dan demasiada importancia a lo que piensa el resto. Pero finalmente no se puede agradar a todos, entonces sólo queda ser feliz”, dice.

12. Hablar siempre mal de los otros. De acuerdo a White, si no tiene nada bueno que decir, simplemente, no diga nada. Las personas negativas intentan tirar para abajo a otras personas, de forma de sentirse mejores. Pero eso nunca funciona.

13. Trabajar en exceso.“Todos merecen un día de descanso. Las personas que trabajan mucho, generalmente, descuidan sus necesidades, y a veces todo lo que necesitamos para sentirnos mejor es un día de descanso”, dice Hillary White.

14. Aislarse. Aunque parezca más fácil aislarse de las personas en los momentos difíciles, pasar tiempo con amigos y familiares es la mejor manera de reanimarse.

15. Nunca salir de la rutina. Las personas felices saben que es importante tomar unas vacaciones, usar ropa diferente y tener un día para relajarse. Las actitudes negativas en exceso hacen olvidar que cuidar de sí mismo es tan importante como preocuparse de los demás.

16. Estar cómodo.“Las personas negativas son felices de quedarse en la comodidad”, comenta White. Permanecer en una relación o trabajo que no los hace felices genera una sensación de estancamiento.

17. Negarse a perdonar. Las personas negativas tienden a ser vengativos y guardar mucho dolor, pero la paz y libertad que traerá perdonar es más grande que cualquier tristeza que alguien pueda sentir.

18. Evitar planificar y organizar.“La desorganización puede confundir nuestras vidas. Incluso algo tan simple como limpiar la habitación puede restaurar el orden y ayudar a ganar un sentido de control sobre las cosas. Las personas negativas y que evitan la organización están menos preparadas para las vueltas de la vida”, dice White.

19. Enfocarse sólo en usted. Las personas infelices piensan en sí mismos todo el tiempo. Tratar mal a los demás o siempre centrase en sí mismo y en sus propios problemas puede ser perjudicial para el bienestar y la felicidad.

 

7 beneficios de la humildad y la sencillez que nos convertirán en mejores personas

7 beneficios de la humildad y la sencillez que nos convertirán en mejores personas

1. Nos permite tener más flexibilidad mental. Si adoptamos una actitud humilde, nos convertiremos en aprendices eternos. Esto significa que siempre estaremos dispuestos a escuchar nuevas ideas y cambiar las nuestras. De esta forma logramos crecer, porque no nos apegamos a nuestras ideas o formas de hacer las cosas sino que nos mantenemos abiertos al cambio.

De hecho, a medida que cultivamos la modestia, nos resulta más fácil aprender de las equivocaciones y comprendemos que los errores son necesarios para crecer y evolucionar.
2. Nos libera emocionalmente. Pretender que sabemos todo puede llegar a ser agotador. Por eso, abrazar la humildad y la sencillez suele ser liberador. Cuando reconocemos nuestros errores y limitaciones no estamos mostrando nuestra debilidad sino todo lo contrario, demostramos que somos personas seguras de sí mismas, personas que se conocen bien y que no tienen miedo a reconocer que han fallado o que necesitan ayuda. La humildad enaltece, la soberbia achica.
3. Nos ayuda a valorar los pequeños detalles. El orgullo siempre quiere más y nunca se da por satisfecho. Al contrario, la humildad se conforma y encuentra la felicidad en el aquí y ahora. La sencillez nos permite fijarnos en los pequeños detalles y encontrar la belleza en ellos, nos permite sentirnos agradecidos por esas cosas que adornan nuestra vida y que dábamos por sentadas.

Abrazar la humildad nos permite ser felices ahora mismo, estimula el agradecimiento y la satisfacción con lo que somos y lo que hemos alcanzado.
4. Nos permite conectar desde nuestra esencia. La sencillez también implica deshacerse de las máscaras sociales que normalmente usamos en nuestras relaciones interpersonales. Cuando nos deshacemos de la necesidad de impresionar y logramos mostrarnos tal cual somos, establecemos un vínculo emocional más profundo con los demás.

De esta manera, logramos desarrollar relaciones más duraderas y sólidas.
5. Nos permite encontrar la serenidad. Es curioso, pero a medida que abrazamos la humildad, nos abandona la necesidad de discutir, imponer nuestra opinión o tener la razón. Cuando no necesitamos que nuestro ego prevalezca, nos abrimos a otros puntos de vista y encontramos la serenidad incluso cuando las creencias de los demás se oponen a las nuestras. Esta nueva forma de abordar las relaciones interpersonales nos aporta una gran serenidad.
6. Nos ayuda a ser más empáticos. Solo cuando dejamos ir el orgullo y la soberbia, cuando dejamos de alimentar nuestro ego, somos capaces de salir de nuestra perspectiva y ponernos en la piel de los demás. De esta forma, lograremos ser más comprensivos y empáticos. Eso significa que podemos comprender a una persona, aunque no estemos de acuerdo con ella.
7. Nos hace la vida más fácil. Cuando nos damos cuenta de que menos es más, de repente nuestro mundo se hace mucho más sencillo. Nos percatamos de que muchas de las cosas que creíamos necesitar, en realidad no son necesarias para ser felices. Entonces comenzamos a centrarnos en lo que realmente nos importa.

 

Fuente: Rincón de la Psicología

Por qué cuando estamos sanando , empeoramos?

¿POR QUÉ CUANDO ESTAMOS SANANDO EMPEORAMOS?

Cuando entras en el proceso de sanación, sea cual sea la fase que estás procesando y a través del método que hayas decidido tomar (Reiki, acupuntura, homeopatía, etc), en la mayoría de los casos se produce una “recaída”. Contrariamente a lo que se esperaría, una mejoría, se produce un empeoramiento de los síntomas, o aparecen síntomas nuevos que antes no había, acompañados de un estado anímico hacia abajo.

¿Porqué sucede esto? Porque cuando decides entrar en el proceso de sanación (liberación), lo que tiene lugar precisamente es eso, la Liberación de aquello que has decidido soltar. Aquello que ya no necesitas sostener más, te deja, y te deja atravesándote…te vas vaciando de todo residuo en tu interior. Pues para que lo nuevo pueda instalarse lo viejo ha de dejar su espacio, y a veces ese espacio que se queda libre necesita de una limpieza profunda y de una puesta a punto. Esto básicamente es lo que sucede cada vez que sanamos algo.

Así que si te encuentras en este momento trabajando de forma consciente alguna parte del alma y tu cuerpo se siente cansado, descansa, si el cuerpo te pide lágrimas, dale llanto, si te pide odio, odia, si te pide rechazo, rechaza…No te reprimas, no reprimas nada…pues la única forma de ser libre es atravesando aquello que te oprime.

Un Ejemplo: Muchas veces creemos que para estar en paz hay que perdonar, pero no se puede fingir ni forzar el perdón. Si estás enfadado, si sientes rechazo o dolor por alguien, no puedes pasar de ese sentimiento y pretender que lo sueltas…has de soltarlo realmente para poder perdonar (que no es más que soltar), y para conseguirlo sólo hay una forma y es viviendo tus emociones, sin rechazarlas ni juzgarlas. Cuando les das voz, éstas te cuentan cosas sobre ti mismo que no conocerías de otro modo.

La Vida Es Sabia !!!!!

 

cad7camw4aacshm

 

No hace falta cuestionar lo que te pueda suceder. Aceptar cualquier situación te permitirá llegar a la comprensión de su razón de ser. A lo que te resistes, persiste. Lo que te afecta, te corresponde. Lo que cargas, es lo que llamas.


La consciencia no te marca destinos ciegos, sino el camino hacia la sabiduría del corazón. No condiciones tu felicidad a una determinada situación. Insistir en perfeccionar algo denota incomprensión. Para amar no precisas de arreglar nada, sino solo de aceptarle tal cual es. Para ser no necesitas hacer, sino sostener. Para fluir y mantener el equilibrio solo hay que soltar lo que produce peso. Quien fomenta el apego vive con dolor. Aceptar no es sinónimo de conformismo, sino de comprensión y expansión de la consciencia. Antes de que puedas experimentar algo primero tuviste que haberlo creado. Son procesos que generaste en base a tus pensamientos y sus correspondientes cargas emocionales inconscientes.

Sostener le debes comprender como el acto que te mantiene consciente, presente y satisfecha(o) en cada instante de tu vida sin pretender juzgar ni valorar nada de lo que te pueda suceder… Sosteniendo se ama, se integra, se transmuta, se sana y libera con el poder de la consciencia… ¿Y de que te liberas?… Ciertamente no se trata de algo que este mal en ti, sino de la incomprensión, de los juicios e interpretación que emites en determinada situación. Eso es lo que te causa el remolino emocional, el que tú creas que algo te hunde, te rechaza y avergüenza, que te roba valor y hace indigna(o)… El origen de tu tensión emocional es la desvalorización persistente en tu sistema de creencias. La disfunción mental siempre te acarreara desequilibrio emocional. Tus pensamientos son los que te causa dolor y te roban la paz.

Al amor no se llega por el camino del merito, sino por medio de la comprensión y la aceptación, de la bondad y la integración. Todo afán por justificar y poseer denota un contenido mental erróneo. Todo lo que supones te hace indigna(o), es la tierra de cultivo para sembrar la disfunción y quedar atrapados en la telaraña del ego, tu identidad falsa… “Desde la perspectiva del amor cualquier situación es propicia para sembrar la semilla del amor”… Cuando hablamos de liberar, nos referimos a soltar la auto desaprobación e insatisfacción por todo cuanto nos parezca mal de nosotros mismos… No se llega al amor rechazando o condenando, culpándose y autoflagelándose. Estos recursos egoícos son una excelente excusa para vivir fuera del amor, con ello no arreglas nada, solo expandes el problema. Tu propio juicio es una trampa mental que se recrea en tanto no elijas una perspectiva basada en la energía del corazón.

Comienza por comprender que todo cuanto piensas importa, ya que tienes el poder de convertirlo en real. En tanto no cambies tu forma de pensar y relacionarte contigo misma(o) no habrá terapia o curso que te brinde una solución definitiva. El comprender que tus pensamientos son los que generan los estados emocionales que te afectan, será el principio del fin, te conducirás hacia la puerta de salida. No por mucho limpiar y liberar tus emociones, vas a conseguir limpiar tu mente de todas las cargas de desvalorización.

¿Quieres ver un cambio en tu vida? … Cuando alguien te asiste en el proceso de internalización de los esquemas mentales que te desvalorizan y auto frustran, evitarás perderte en el laberinto de las interpretaciones erróneas. Trabajar con las creencias es todo un desafío, es la parte más sensible de nuestro ser… y por ende la menos atendida… Sin embargo este aspecto es lo que se precisa para obtener soluciones reales para tu vida, lo demás son paliativos para suavizar la tensión interior. Tú sabes a que me refiero. La vida interior no depende de recetas mágicas, ponte esto, tomate aquello, deja de comer aquello, vacúnate, purifícate, protégete, aíslate… Nooo… El equilibrio interno es un asunto de consciencia, y para llegar al nivel requerido hay que comprender los procesos mentales que originaron cargas emocionales que condicionan nuestra libertad interior



© Ari Shemoth

El Poder, La Fe , La Conciencia y La Transmutación

En gran parte nos ha quedado claro que lo espiritual es un fenómeno de Amor con respeto a la Libertad, y de Libertad con respeto al Amor, en interacción, tipificado en tres niveles: el de la búsqueda del poder por medio del culto a los espíritus de la naturaleza, por la invocación de la misericordia divina y por la aceptación de la Libertad como responsabilidad.

EL PODER

La pasión más poderosa de los Seres Humanos es la del poder, y tiene origen en la asociación del Instinto de Conservación con la Mente, lo cual da lugar a la formación del Ego, en la fase primaria del desarrollo de la Conciencia Individualizada que, por su parte, es la que define la clasificación de nuestra especie como humana. Conviene tener esto presente para entender que el Ego no es maligno o degradante para la condición humana como se pretende a veces al juzgarlo con conceptos místicos que buscan la ruptura del Ego como medio obligado para alcanzar la misericordia divina.
Hay que entender que el Ego, urgido por su ignorancia sobre sí mismo y por su desvalidez frente a las fuerzas de la naturaleza busca su supervivencia por el poder. Pero esa no es su única opción .

La mente puede llevarlo a la experiencia del recuerdo profundo de sí mismo, de su Sí, de su Ser , y afirmarlo serenamente frente al mundo, donde todo cambia, nace y muere sin justificar lo eterno, que es la aspiración máxima del Ego.

Cuando el Ego encuentra respuesta a su necesidad de ser, por lo menos en principio, realiza serena y eficazmente su función, que es la de servir a la Persona Humana. Es el Ego, como instinto y mente asociados, quien vigila la constante renovación celular del cuerpo al que sirve; administra sus energías y las atesora con celo; trata de dar lucidez a la mente y mantiene la unidad de propósito de las partículas que integran al individuo.

LA FE

La Fe es el presentimiento de la Verdad, -decía Don José Manuel Estrada ( ), el Hermano Mayor-, la Fe presiente la Verdad como unidad, y la unidad carece de límites y es eterna, o sea, divina. La unidad divina se encuentra por encima de la comprensión racional. No puede ser conocida, sólo puede ser reverenciada y acatada. Así, el Ser Humano aparece como inferior a la Verdad que lo sustenta, y solamente puede aspirar a esa Verdad invocando la misericordia, o esperando la muerte para liberarse de lo humano. Sobre esta creencia se apoya gran parte de la fe en el misticismo religioso.

Como una justificación humana para la misericordia que invoca, el místico religioso considera el perdón como una elevada virtud moral. Si Dios es misericordioso con el Ser Humano, el Ser Humano también está obligado a serlo; si Dios perdona la ignorancia y los errores humanos, también el Ser Humano está obligado a perdonar.

Esa es la lógica mística. Dios, como Verdad Única, debe de ser acatado. De otro modo, el sufrimiento, como castigo divino, es inevitable. El que sufre está pagando sus errores y con ello se esta acercando a Dios. La misericordia y el perdón son su esperanza. Así se siente protegido por el poder divino. Este es el camino de la fe y constituye un gran adelanto con respecto al camino espiritual del poder.

El amor y la unidad tienen una relación de causa y de efecto. El amor actúa como fuerza centrípeta en el espacio, y éste, por ser curvo y continuo, lo hace actuar en forma espiral. Por otra parte, como ninguna fuerza puede avanzar indefinidamente sin generar la fuerza contraria, la espiralidad centrípeta del amor atrae a la fuerza espiral centrífuga de la libertad. En la práctica, el universo tiene forma y existencia por la interacción de estas dos fuerzas. El amor es la fuerza que hace presentir la libertad al místico religioso y el llama a la libertad Cielo, Paraíso, Nirvana, Sat-Chit-Ananda, o más allá, es decir, más allá de lo humano.

LA CONCIENCIA

Para el Iniciado la conciencia es producto del alma y el alma es un conjunto de experiencias que actúa como mediador entre la naturaleza humana y el Ser que la sustenta. Por lo tanto, trata de mejorar sus facultades naturales para obtener mejores experiencias que, sumadas al acervo de su alma, le dan mejor conciencia aquí y ahora, en el espacio-aquí y en el tiempo-ahora, en el presente; y es por este presente que trata de encontrar el acceso a lo sagrado, al Ser, que presupone como un presente eterno, sin pasado ni futuro.
El presente, como realización de la conciencia, constituye una afirmación de lo humano como realidad y una aspiración a la verdad por la experiencia del Ser. Para el Iniciado lo humano es la Realidad, la Relatividad, y el Ser es la Verdad, lo eterno. El Ser Humano es Verdad y es Realidad simultáneamente. El Iniciado se da cuenta de su Realidad y de su Verdad.

A este darse cuenta lo llama el Iniciado iluminación.

El poder, la fe y la conciencia son tres aspectos del fenómeno espiritual. El animista trata de Ser afirmándose en el poder; el místico se ampara en la misericordia divina; el Iniciado se da cuenta y asume la responsabilidad de servir conscientemente al Plan Cósmico.

LA TRANSMUTACION.

El Iniciado utiliza al fenómeno espiritual para desarrollar su conciencia sensorial, moral, intelectual y mística para transmutarla en conciencia trascendental.

La consciencia sensorial la acrecienta por medio de la alimentación, el ejercicio y la higiene. En los tiempos actuales considera que la alimentación ovolactovegetariana responde a esta necesidad. La conciencia moral la fortalece a través del servicio, realizado con belleza y bondad. En su concepto, lo bello y lo bueno es todo lo que sirve a la vida para perfeccionarse, de acuerdo con la conciencia de cada quien. La conciencia intelectual la mejora con la observación, el estudio y la meditación.

La idea es que la mente pueda, además de recibir información, combinarla con la ima¬ginación, ajustarla a las leyes universales con la razón e integrarlo todo con la intui-ción y trascender lo espacial para temporal.
Llegado a este nivel, el Iniciado recurre al ritual para adquirir la conciencia mística, como estadio obligado para experimentar la conciencia trascendental

El objetivo principal del proceso iniciático es el de transmutar la conciencia humana en conciencia trascendental. Curiosamente, es en el Instinto de Conservación donde se puede iniciar la búsqueda de la conciencia trascendental, pues el Instinto de Conservación con su necesidad de ser permite, en principio, establecer el recuerdo profundo de sí mismo, es decir, de la conciencia de sí mismo en lo físico, como punto de partida para lo trascendental.

Por ejemplo, en la técnica básica de meditación iniciática se utiliza el mismo principio, pues en ella se comienza por recordarse a sí mismo como cuerpo físico, con la atención puesta en la base de la columna vertebral; luego se eleva la atención hasta el plexo solar para experimentarse como vibración, como vida; de ahí se sigue hasta el corazón para establecer su identidad profunda, como individuo, como unidad en diversidad, como micro-universo. A partir de este punto puede intentarse la experiencia de en sí y por sí, sin límites, que es la verdadera experiencia culminante de la meditación.

Sat Arhat José Marcelli

Emociones Negativas y Nuestro Cuerpo

CORAZÓN Y SISTEMA CIRCULATORIO

ACTITUD NEGATIVA COMÚN: Yo he estado sintiéndome solo, cansado y con rechazo a la vida, he hecho grabaciones erróneas de esfuerzo y presión.

ACTITUD POSITIVA A ADOPTAR: Yo soy amado por todos, mi trabajo es productivo y esta lleno de creatividad. La vida me proporciona gozo y soy feliz.

PROBLEMAS SANGUINEOS

ACTITUD NEGATIVA COMUN: Yo me he sentido fracasado y estancado sin inspiración y sin gozo por la vida.

ACTITUD POSITIVA A ADOPTAR: Yo soy optimista, tengo interés por la vida y mi trabajo es apreciado por todos.

PROBLEMAS RESPIRATORIOS

ACTITUD NEGATIVA COMÚN: Me he sentido inmerecedor de la vida y la he obstruido en mí. He sentido alteraciones en mi ambiente que me irritan profundamente.

ACTITUD POSITIVA A ADOPTAR: Yo soy la paz y la armonía dentro fuera de mí y nada ni nadie las altera, yo soy la expresión de la vida.

PROBLEMAS GASTROINSTESTINALES

ACTITUD NEGATIVA COMÚN Yo he tenido miedo no he confiado en el proceso de la vida. Mis decretos han sido erróneos.

ACTITUD POSITIVA A ADOPTAR: Yo soy nutrido pro el universo y la vida fluye a través mío dándome paz y armonía total.

SISTEMA URINARIO

ACTITUD NEGATIVA COMÚN He tenido excesiva sensibilidad a ser criticado y he sentido vergüenza, frustración y amargura

ACTITUD POSITIVA A ADOPTAR: Yo soy capaz de soportar críticas que me ayudan a crecer y me dan más experiencias.

SISTEMA GENITAL MASCULINO

ACTITUD NEGATIVA COMÚN He sentido miedo por la perdida de mi virilidad.

ACTITUD POSITIVA A ADOPTAR: Yo soy fuerte y viril, sin presiones externas o internas. Yo soy un hombre libre y me regocijo en mi libertad.

PROBLEMAS NEUROLÓGICOS

ACTITUD NEGATIVA COMÚN He deseado escapar a la realidad por tener desconfianza y miedo a la vida.

ACTITUD POSITIVA A ADOPTAR: Yo soy un ser universal, creado para el amor, el gozo, mi seguridad en la vida es total.

ENFERMEDADES GLANDULARES

ACTITUD NEGATIVA COMÚN Me he sentido demasiado sensible y sin gozo y he retenido la expresión de mi mente.

ACTITUD POSITIVA A ADOPTAR: Estoy en total equilibrio corporal mental. Soy libre y amo la vida.

CÁNCER

ACTITUD NEGATIVA COMÚN Yo he tenido resentimientos y odios acumulados por mucho tiempo. Orgullo falso sobre mi propia valía.

ACTITUD POSITIVA A ADOPTAR: Yo soy aquí y ahora el perdón y el amor, mi pasado se fue ya. Me amo como soy.

ALERGIAS

ACTITUD NEGATIVA COMUN: Yo he rechazado a personas situaciones y cosas de mi propio entorno y en muchas ocasiones he negado mi poder.

ACTITUD POSITIVA A ADOPTAR: Yo soy confiado y seguro me encuentro a salvo y en total paz con la vida.

ENFERMEDADES INFECCIOSAS

ACTITUD NEGATIVA COMÚN falta de amor. La desesperanza me destruye

ACTITUD POSITIVA A ADOPTAR: Manejo mi vida y estoy por encima de mis propias limitaciones pues es DIOS quien me inspira.

PROBLEMAS DE OJOS

ACTITUD NEGATIVA COMÚN Yo he sentido irritación por mi visión de la vida. He temido al futuro y he preferido no verlo.

ACTITUD POSITIVA A ADOPTAR: Yo soy guiado pro la divinidad y soy seguro. Veo con claridad y acepto la vida como esta me llega.

PROBLEMAS REUMATOLOGICOS O DE HUESOS

ACTITUD NEGATIVA COMÚN Yo he estado muy afectado por las críticas y los abusos y he creído ser una victima de los demás

ACTITUD POSITIVA A ADOPTAR: Yo soy guiado por el cosmos y mi equilibrio y soporte es perfecto. Veo a los demás con amor

PROBLEMAS GINECOLOGICOS

ACTITUD NEGATIVA COMÚN Yo he rechazado el valor de mi propia feminidad y me sentido sucia, me he auto-rechazado.

ACTITUD POSITIVA A ADOPTAR: Yo soy una creación especial de DIOS, puesto que dentro de mi cuerpo se crea la vida. Me acepto plenamente como mujer y bendigo mi cuerpo y mis funciones con amor.

PROBLEMAS DERMATOLOGICOS

ACTITUD NEGATIVA COMÚN Yo me sentido amenazado con miedo y ansiedad temo salir lastimado

ACTITUD POSITIVA A ADOPTAR: Yo soy siempre protegido por mi creador, y me protejo yo mismo con pensamientos de amor, y olvido el pasado.

PROBLEMAS PSIQUIATRICOS

ACTITUD NEGATIVA COMÚN Yo he querido huir de la vida con ira y desesperación

ACTITUD POSITIVA A ADOPTAR: Yo soy la vida. Yo soy la salud por intermedio de mi padre. Acepto la vida, como viene la afronto y la disfruto.

PROBLEMAS DE OÍDOS NARIZ Y GARGANTA

ACTITUD NEGATIVA COMÚN querido ignorar a mí entorno y no he sido capaz de expresar mi pensamiento sofocando a mi yo.

ACTITUD POSITIVA A ADOPTAR: Yo soy creatividad y mi expresión es libre, gozosa y positiva. Estoy en proceso de cambio, lo acepto y acepto el fluir de la vida en mi.

ODONTOLOGICOS

ACTITUD NEGATIVA COMÚN Yo he sido incapaz de analizar bien situaciones, y no he tomado a tiempo las decisiones oportunas

ACTITUD POSITIVA A ADOPTAR: Yo soy seguro. Analizó, desmenuzo, clasifico y decido en casa ocasión lo que discierno como oportuno.

PROBLEMAS GENÉTICOS

ACTITUD NEGATIVA COMÚN Yo he estado confundido, no he hecho las apropiadas elecciones y mis decretos han sido erróneos

ACTITUD POSITIVA A ADOPTAR: Yo soy libre y no me auto-culpo, mis decretos y decisiones son positivas y si alguna no resulta así, me sirve de aprendizaje, no de culpa.

PROBLEMAS MUSCULARES

ACTITUD NEGATIVA COMÚN Yo he opuesto resistencia a los cambios y evitado las experiencias nuevas.

ACTITUD POSITIVA A ADOPTAR: Yo soy seguro y decidido, la vida supone cambios y lecciones nuevas; las aprendo con habilidad y camino con seguridad.